miércoles, 16 de julio de 2008

Moussaka de dos pisos.


Ingredientes (4 personas):

6 berenjenas grandes.
4 pimientos verdes grandes.
4 cebollas medianas.
2 calabacines medianitos.
500g de tomate triturado.
5 berenjenas asadas.
50g de piñones.
Aceite de oliva.
Sal.
Albahaca.
Pimentón dulce.
Pimienta negra.
Limón.

Preparación:

Lo primero que tenemos que hacer es asar las 5 berenjenas en el horno, a fuego medio, untadas en un poco de aceite para que no se quemen, simplemente echando unas gotas de aceite en nuestras manos y frotando las berenjenas para embadurnarlas bien. Las ponemos en el horno durante unos 20 minutos, y cuando les pinchemos con un cuchillo y se desinchen y esté blando el centro, estarán listas.
Por otro lado vamos fileteando las berenjenas a la larga para crear unos lonchas que nos han de servir de base para los diferentes pisos. Los pasamos por la sartén con una pizca de aceite y las retiramos hasta que tengamos el relleno de los diferentes pisos.
Para el primer piso vamos a utilizar el pimiento, la cebolla y el calabacín. Contamos el calabacín a la larga como si fuesen patatas congeladas, la cebolla y el pimiento, sin embargo, lo picamos finito y lo ponemos a sofreir en una sartén con un chorro de aceite de oliva. Una vez la cebolla se haya dorado, añadimos una pizca de pimentón dulce, removemos, y antes de que se nos queme, vertemos el tomate triturado una cucharadita de sal y otra de azúcar, y lo dejamos que se fría a fuego bajo con un poco de albahaca, controlándo que no se nos queme, mientras preparamos el segudo piso.
Para el segundo piso entra en juego la berenjena asada. Le quitamos la piel y vamos poniendo toda la carne en un bol para triturarlo junto con los piñones y un poquito de limón. Lo batimos hasta que quede uniforme y le añadimos sal y pimienta al gusto.
Ahora viene el montaje. Con el horno encendido, vamos colocando un fondo de berenjena laminada, y encima esparcimos una capa uniforme de salsa de tomate, que cubra toda la berenjena; ahora otra capa de berenjenas, que cubra la salsa de tomate, y una capa de la berenjena asada conlos piñones, y el mismo proceso. Esparcimos bien la mezcla y colocamos la capa final de berenjenas encima del segundo piso. Una vez listo, metemos en el horno la moussaka y dejamos que se hornee a fuego medio 10 minutos. Lista para servir.

Moussaka.
La moussaca es un plato que puede recordar mucho a la lasagna, de hecho su preparación es muy similar y se dispone en capas como el típico plato italiano, pero éste es un plato balcánico y es conocido principalmente por su versión griega. La moussaka típica es un plato hecho con cordero, ingrediente que nosotrxs omitiremos evidentemente por nuestra dieta. Si te interesa el orígen y las variantes, visita este enlace.

Pufff, mucho trabajo, ¿no?
En principio es un palto laborioso, somo lo es la lasagna, pero también es un plato muy sabroso y muy apreciado en la dieta vegana. Existen variantes que seustituyen la berenjena por patatas cocidas, pero es otro plato. Una vez te has puesto a cocinarlo, no tradas tanto como parece, pero requiere tiempo porque hay que pasarlo por el horno.

Queda un poco soso así sin más, ¿no?
Bueno, para presentarlo, le hemos puesto tomate cherry, puede que demasiado incluso, pero también es una buena compañía una bechamel, o patata rayada por encima a la hora de ponerla en el horno, y gratinarla.

Un poco pesado el platito ¿no?
sí, eso sí es un plato compacto y puede que demasiado fuerte para según que momentos, aunque hay veces que se agradece una comida fuerte, puede que el verano no sea su momento.

2 comentarios:

petitavegana dijo...

uiiihhh!! Qué rico!! Una buena idea para cuando vengan invitados (...o no...)! La verdad es que por la pereza de ponerme...hace muuuucho que no como moussaka...pero me has "pikao" y pronto la pondré en mi barriguita!!!
Grácoas!

tofu dijo...

Si, es un vacile invitar a alguien a cenar y marcarte una moussaka, aunque hay días que apetece darse un capricho para una misma ¿no? jejeje.
Gracias por el comentario y la visita.